Cómo meditar en un minuto

Hoy aquí en el blog del triptófano os vamos a hablar de otra de las herramientas que más fácilmente podéis utilizar para  mejorar vuestro estado emocional y anímico; la meditación.

La meditación es mucho más que una técnica de relajación para aliviar el estrés. Podríamos decir que meditar no sólo es bueno para el cuerpo, si no sobre todo,  para la mente y el alma. Es el arte de la atención plena.  La  meditación es una práctica muy antigua: los humanos la han utilizado durante siglos, y en su vertiente más espiritual,  forma parte integral de muchas  religiones y creencias, como el budismo y el hinduismo. Sin embargo, la meditación no tiene por qué tener un propósito religioso ni  es necesario seguir a ningún “gurú”. La meditación no excluye a nadie: de hecho, cualquier persona puede practicar  técnicas de  meditación  y enfocarlas en el mantenimiento de la salud física y mental, e incluso  puede aplicarse en el ámbito laboral o de los negocios. En lugares tan diametralmente opuestos a la filosofía zen, como Wall Street o Silicon Valley, ya se habla de la “revolución silenciosa” y los brókers reciben clases magistrales de meditación. . . que en realidad no requieren más que unos minutos!

meditar

Hay muchísimas variantes y tipos de técnicos de meditación: para el no iniciado pueden resultar complicadas o podemos pensar que no tenemos tiempo para practicarlas debido al ritmo frenético de nuestro día a día. No obstante, hay técnicas y ejercicios de meditación que no requieren más que un minuto. Con sólo un minuto podremos percibir las sensaciones de calma, tranquilidad, bienestar y mejora de la concentración  que aporta la meditación. ¿Tenéis un minuto?  Si lo estáis invirtiendo leyendo este post, significa que sí. Concedeos un minutito más y acudid a youtube: encontraréis cientos de tutoriales o métodos para practicar meditación o mindfulness que no requieren más que vuestra voluntad y quizás, eso sí, cierta disciplina.   Por ejemplo, aquí Elsa Punset nos explica una técnica de meditación que sólo requiere un minuto. Además podrás aprender más sobre los beneficios de la meditación para nuestra salud, nuestro estado de ánimo y nuestro equilibrio emocional. Quiérete y empieza a andar por el camino hacia la felicidad. practicando meditación o mindfulness. ¡ Y recuerda que lo más interesante es el viaje!

mente-positiva

¡Se busca la canción más positiva!

musica

¿Cuáles son las canciones más positivas? ¿Sois de los que pensáis que la música nos puede hacer un poco más felices, aunque sea por un rato? Si es así, estáis en el sitio adecuado: ya sabéis que en este blog nos encanta la música y más la que nos pone las pilas, nos levanta el ánimo o nos ayuda a hacer que un día un poco gris se convierta en brillante.

Hoy queremos recordaros que Triptomax, suplemento alimenticio con triptófano, magnesio y hierro,  sigue a la búsqueda de la canción más positiva para completar su lista de canciones de buen rollo. Gracias a todos los que habéis participado en su elaboración, ya casi hay 50 temazos rompepistas. . .pero ¡queremos más! No dejes que esto se convierta en la búsqueda del arca perdida y participa añadiendo tu canción: os animamos a todos a participar y hacer la lista aún más larga, para completar  y formar toda una sesión que nos ponga las pilas y nos haga, como dice otra canción, ver que, en el fondo, incluso en los peores días, al final siempre sale el sol 🙂

¡¡Y atención!! Por si no acabéis de verlo claro,   y os falta un empujoncito para lanzaros, recordad que tal como os contábamos en facebook, si añadís vuestras canciones preferidas antes del próximo lunes 29 de mayo, aún entraréis  en el sorteo de 2 suscripciones premium  de 6 meses a Spotify.

¡Que la música os acompañe!

El poder de la fuerza de voluntad

mount-everest-413_640

“Hay una fuerza motriz más poderosa que el vapor, la electricidad y la energía atómica: la voluntad” (Einstein)

Hoy queremos compartir con vosotros una anécdota que muestra el increíble poder de nuestra fuerza de voluntad  para superar obstáculo y el tremendo  poder de nuestra mente. ¿Pensáis que algo es imposible? Incluso cuando pensamos que no podemos,  la mayor parte de las veces es que no hemos encontrado aún la solución. Casos “imposibles” como el que os contamos a continuación, lo demuestran.

Estos días se ha estrenado en nuestros cines la película “Everest”. En ella se recoge el caso real de una de las mayores tragedias del montañismo, ocurrida el 10 de mayo de 1996 cuando un grupo de escaladores y sus guías se encontraron atrapados en una terrible tormenta cuando descendían de la mayor cumbre del mundo. Casi todas las personas de la expedición alcanzaron la cumbre, pero desgraciadamente, 8 perdieron su vida en el descenso, entre ellos los  guías  de las entonces más importantes compañías de este deporte : Rob Hall, de Adventure Consultants; y Scott Fisher, de Mountain Madness. Entre los escaladores guiados por Hall se encontraba Beck Weathers, un aficionado al montañismo que salvó la vida contra todo pronóstico.

Weathers quedó  perdido durante más de 36 horas,  en una terrible tormenta a miles de metros de altura, con temperaturas de  más de 40 grados bajo cero, en unas condiciones tan severas que le hacían físicamente imposible moverse y encontrar el campamento base más cercano.  Permaneció varias horas en la nieve en condiciones tan duras que incluso  los montañistas y los sherpas que intentaron rescatar a los miembros de la expedición perdidos lo dieron por muerto cuando lo encontraron, no una, si no hasta dos veces. Para su  propia sorpresa, el propio Weathers apareció, al día siguiente, por su propio pie en el campamento.

Cuenta Weathers en su autobiografía “Left for Dead”, que cuando llevaba varias horas tendido en la nieve al borde de la muerte, pensó en su familia. Vio a su mujer y sus hijos, sintió que lo llamaban y  encontró la fuerza para volver  y sobrevivir de una manera que casi podría calificarse como un milagro. Su caso  fue  comentado  incluso por científicos, que  concluyen que Weathers pudo mantener  con vida su cerebro gracias a los recuerdos familiares.

Weathers resultó muy gravemente herido por  los efectos del frío. Al escalar el Everest, corrió un riesgo innecesario que se cobró un precio muy elevado. Pero sobrevivió  gracias a su fuerza de voluntad y al poder de su mente. Recuerda esta anécdota cuando te enfrentes a un gran obstáculo. Nada es imposible, sólo hay que encontrar el modo de hacerlo.

Y vuelta a empezar! Propósitos para 2015

Propósitos año nuevo 2015

Ya estamos en 2015. . . y desgraciadamente, parece que aún no volamos en monopatín como hacía Michael J. Fox en Regreso al Futuro. Pero ya sabéis los que de vez en cuando os pasáis por aquí que nuestra máxima es que una actitud  positiva es clave para afrontar mejor nuestros problemas y superar nuestros obstáculos. Enero es mes de novedades, comienzos, vueltas a la rutina, inauguraciones (aunque sea el calendario de encima de la mesa)  y vueltas a empezar . Enero es además el mes de las listas: las clásicas listas de buenos propósitos y las muchas más festivas listas de la compra de rebajas. La de las compras en rebajas, para aquellos que se los puedan permitir, resultan además  mucho más fáciles de cumplir 😉

Hablando de hacer listas de buenos propósitos, lo cierto es que puede ser una actividad muy positiva ,  ya que como mínimo  nos hace replantearnos qué es aquello en lo que estamos fallando o mejor dicho,  en qué queremos mejorar. El autoanálisis y saber reconocer nuestras propias carencias, defectos y virtudes pude resultar muy útil.  Pero por muy positivos que queramos ponernos, para que tenga sentido  también hemos de ser cuidadosos  al hacer las  listas de buenos propósitos.  Sobre todo  cuando estos no son realistas o resultan inalcanzables, lo cual puede convertirse en  una tentación en la que perdamos algunas horas de nuestro tiempo soñando despiertos más que algo realmente productivo. Por ejemplo una lista demasiado larga, demasiado acotada en el tiempo,  que dependa de la intervención de muchas personas o que incluya cosas que realmente no nos apetece nada hacer  puede hacer que nos desilusionemos antes de tiempo. Lo más seguro es que esos propósitos taaaan ideales  queden aparcados en el apartado de “Notas” de nuestra recién estrenada agenda, preparadas para cuando inauguremos 2016. Por eso es esencial que la lista se base  en aquello que realmente queremos hacer, y no en aquello que creemos que podemos – o creemos que no podemos– hacer.

Por eso, para estrenar 2015 desde El blog del triptófano queremos compartir con vosotros nuestro consejo  favorito para aplicarlo en todas las situaciones en las que tengáis que valorar o tomar decisiones o incluso ahora mismo, al redactar vuestra lista de buenos propósitos. La frase de de Brené Brown, escritora, investigadora y speaker autora de Los regalos de la Imperfección: “Háblate a tí mismo como le hablarías a alguien al que amas” 

Una carta para tí, el mejor regalo

¿Os imagináis qué pasaría si pudiérais volver a  pensar  como cuando eráis niños? ¿Qué tal sería recordar vuestra visión del mundo antes de que la palabra “imposible”  estuviera en nuestro vocabulario?  Nosotros estamos seguros en que aprenderíamos mucho, años después de salir de la escuela. Nos demostraría, por ejemplo,  que para ayudar y hacer feliz a los demás (y la vez, ayudarnos a nosotros mismos)  no hace falta más que proponérselo.  Esto es lo que pensó Bruce Farrer,  profesor  de instituto de un pequeño pueblo  de Canadá, ahora ya retirado,  que quiso dar hacer un gran regalo a cada uno de sus alumnos.   Durante años, en las clases el sr. Farrer encargaba a sus alumnos un tarea bien peculiar: escribirse a sí mismos, a su yo futuro, una larga carta.  Es un bonito ejercicio que seguro que muchos otros han llevado a cabo, entre redacciones sobre las vacaciones de verano  o comentarios de las lecturas de clase.  Pero el profesor Farrer  se encargó de que todos sus alumnos recibieran, 20 años después, aquellas cartas que un día se escribieron, estuvieran donde estuvieran.  Y continuar siendo su maestro muchos años después. En este video del canal YouTube de WestJet – una aerolínea canadiense-  puedes ver toda su historia.

Con él apovechamos para desearos feliz Navidad. . . y os proponemos  que en lugar de la carta a los Reyes Magos, les pidáis a vuestros niños (o a vosotros mismos, por qué no?) que se escriban una carta, como las del profesor. Será el mejor regalo. Y no os costará nada.